sábado, 25 de octubre de 2008

"Sabiduría del ombligo", por Marita Troiano

SABIDURIA DE OMBLIGO


Debo advertir
Que soy la nocturna mariposa
Suicida incandescente
Aleteando poesía y solitaria sombra
Que a veces me transformo
En la gaviota azul de patas rojas
Con antifaz de ensueño espuma y olas
Que cuando me provocan
una pantera soy
Insaciable de garra
Hambrienta de selva y de rocío que pare
simultánea mi ser mujer
acróbata con el infiel trapecio
obsesiva con mudanzas del alma en plenilunios
Una mujer nomás
Sin cartas escondidas en la manga
Buscando intemperancias
bajo severidad de un juramento al alba
Que cuando mariposa el arcoiris tenso
cerca del homicida fuego
contraria al circo urbano y a su morbosa prédica
de sentencias cruzadas
Cuando gaviota… en lides vagabundas
sobre la arena húmeda
construyo mi arcocórnea de prosodia encendida
e inquieto la pantera que hay en mi
Fiera que salta desde el octavo foso
con brillantes anillos en su piel
Rugiendo estrofas castigantes
a la jungla que anima la extinción
y niega el oculto sentido del paisaje

Ya mujer con alas de pantera y garras de mariposa
Desde mi habitación estepa
me ajeno al mapamundi
a los relojes de puntos cardinales
y escribo poesía
Versan la fuerza de mis manos
La gravedad de mis deltoides inflamados
Escribo leño ardiendo golpe de ola en superávit
Con fervor Honoris Causa en los tobillos
Y aromas transparentes en mis alas
Tan segura

Pero… sucede a veces que
Una duda me asalta en los menguantes
Rotula angustias Me pierde en nebulosas
Ojera mis ojos y un sólido temblor acusan mis rodillas
pues me agita esa nota en re mayor
de no saber quién soy
ni que poner en mi ficha de registro
o en la currícula
O cómo responder a curiosos preguntantes que
( pura curiosidad de calle) investigan
si en realidad soy
una pantera gris de selvas caníbales
la suicida mariposa en nocturnos de seda
esa gaviota patas rojas a la orilla del mar
o la mujer que busca entre arandelas
cielos claros a luz de oscuridad
Y siempre
-luego de la angustiante duda existencial (entre otras)-
reconozco ser todoesojunto
Es decir mujerpanteramariposagaviota
y me duermo boca abajo imperturbable

Cuando amanece - mucho antes de la cinco’ e la mañana-
Nada me importa menos que buscar saber quién soy
Me contento tirada boca arriba pensando en las musarañas
Jugueteando con tiras de papel que brotan de mi ombligo
Donde leo

“ ERES UNA MUJER CON MUCHAS DENTRO
MATRICULADA APOSTOL DE LA DIASPORA
FRACTURANTE INCANSADA DE UTOPIAS
CON PIEL OLOR A TIERRA DE PROVINCIA
CANTO DE CHACRA PALOMAS YERBABUENA
PLUMA EMBRIAGADA DE SOL AL MEDIODIA
UNA MUJER QUE SE PREGUNTA
UNA MUJER QUE ALZA LA VOZ COMO DEBIERA
UNA PANTERA CON VUELO DE GAVIOTA
Y SIGNOS DE MARIPOSA
UNA MUJER DE MANOS LARGAS
VIVIENDO INCIVILIZACION ARISTOTELICA
TU PROPIA MULTITUD
TU SER POETA
EN ECOS DEL TIEMPO CONSTELADA”

Así
Pantera mujer gaviota o mariposa
Lanzo al viento mi voz
Hago caso al ombligo que me vio nacer
y con serena ansiedad me sé poeta
Poeta de heterogénea cábala
Poeta a la intemperie y en peligros viva
En saqueos del alma
En ofrenda de versos que son secreto a veces
La cicatriz del vientre advierte
Descubro lo esencial
¡Poeta!

Con eso basta.



De: Secreto a Veces (Carpe Diem Editora ,Lima ,2003)

2 comentarios:

Jorge Ampuero dijo...

Intensa poesía.

Saludos...

Lorena Guardia dijo...

Hola Marita, quiero comunicarme contigo para ver si podríamos hacerte una entrevista ¿a qué correo podría escribirte para contarte mejor?. Gracias!